Osama Bin Laden y su última llamada antes del ataque a las Torres Gemelas

0
936
Spread the love

Osama Bin Laden soñó con un ataque de proporciones apocalípticas durante años. Confió la tarea en el pakistaní Khalid Sheikh Mohamed.  Toda la planificación de los ataques del 11 de septiembre de 2001 contra las Torres Gemelas y el Pentágono duró unos 15 meses.

Fueron cuatro aviones uno de ellos se estrelló sin impactar en ningún objetivo que conmovieron al mundo. Menos al afgano y al núcleo duro de Al Qaeda que estaba al tanto de lo que ocurriría.

Bin Laden, sabía también que a partir de ese momento su cabeza tendría un precio alto que comprometería a todos los que estuvieran a su alrededor. Fue por eso que buscó refugio durante 10 años con la complicidad de talibanes y pakistaníes para esconderse y sobrevivir. Pero el 10 de septiembre, cuando el mundo ni sospechaba que estaba a punto de cambiar para siempre, hizo una última llamada.

Se comunicó co su madre, Alia Ghanem, quien se encontraba en Siria su país natal. Su tono parecía casi de despedida. Le informó que lo más probable era que no podría reunirse con ella durante un tiempo largo (¿quizás nunca?) porque en pocas horas iba a ocurrir “algo grande” que pondría fin a sus comunicaciones durante mucho tiempo, de acuerdo a una publicación de la revista Newsweek.

Al día siguiente de esa despedida, Alia Ghanem supo de qué hablaba su hijo cuando le dijo que “algo grande” estaba a punto de ocurrir. También supo que nunca más podría verlo. Ni vivo, ni muerto. Diez años después, un equipo de comandos Seal de los Estados Unidos localizó al jefe terrorista y lo mató el 2 de mayo de 2011 en Abbottabad, Pakistán.

EFE |

Esta y otras noticias en nuestro canal de Telegram TFPOficial; siguenos tambien por Instagram thefreedompost_